Mantenimiento de blastomussa

En este nuevo artículo donde hablamos sobre corales de fácil mantenimiento, traemos el bonito género Blastomussa que aportará un toque de color a los acuarios ya sean avanzados como principiantes.

BLASTOMUSSA EN NUESTRO ACUARIO

El género Blastomussa engloba una serie de al menos 5 especies diferentes conocidas comúnmente como “corales piña”, de las cuales las más comunes en nuestros acuarios son B. wellsi y menos frecuente B. merleti. “La Blastomussa”, como los aficionados suelen llamar generalmente a estos corales es un coral hermatípico, es decir un coral duro formador de arrecifes y además catalogado como “LPS” (Large polyp stony), y cuenta con una resistencia al cautiverio media/alta, lo que permite que sea un coral muy adecuado para todo tipo de acuarios de arrecife.

Blastomussa es un coral colonial, formado por un esqueleto masivo faceloide con múltiples coralitos separados entre sí y dispuestos en paralelo unos de otros, creciendo todos desde un mismo centro. De estos coralitos nacen sus pólipos grandes, carnosos y en forma de disco, que cuando se extienden completamente alcanzan un tamaño considerable llegando a tapar por completo su esqueleto, pudiendo llegar a confundirse con Acanthastrea, pues muchas veces no se aprecian las separaciones entre los pólipos individuales. Cuando están completamente extendidos, estos pólipos se pueden asemejar incluso a Discosoma.

Mientras que B. merleti desarrolla coralitos finos y largos que pueden ser fácilmente fragmentados para propagar el coral de forma asexual, la especie B. wellsi – la más encontrada en los acuarios – presenta coralitos más cortos y robustos, dándole a toda la colonia un aspecto más masivo, con pólipos más grandes y carnosos.

Su distribución geográfica es bastante amplia, localizándose en las aguas tropicales del océano Indo-Pacífico, como el Mar Rojo, Golfo de Adén, Golfo de Arabia, costas de Japón e incluso Australia, entre otros. En cuanto a su localización natural en el ambiente marino, a estos corales les gusta refugiarse en los márgenes inferiores de las laderas arrecifales, encontrándose normalmente en aguas entre 0 y 50 m de profundidad (más común entre los 35-40 m), tranquilas y con mucha turbidez, razón por la que su recolección no es tan sencilla y por lo que no es tan común en comercios como podrían serlo otras especies, aunque no imposible.

MANTENIMIENTO

Aunque son corales resistentes y de una facilidad de mantenimiento media, como ocurre con todos los corales, son sensibles a los cambios bruscos de parámetros del agua y muy quisquillosos con la estabilidad de ellos.

LUZ

Por su localización natural en el ambiente marino se puede predecir que Blastomussa es un coral que prefiere unas intensidades lumínicas medio/bajas o al menos moderadas. De hecho, exponerla a intensidades lumínicas altas puede provocar que sus pólipos no se extiendan por completo. Por ello para mantener este coral no necesitaremos grandes despliegues de luz, ya que con una luz actínica (luces con longitudes de onda dentro del espectro azul) se desarrollarán de maravilla.

Sus colores naturales tienden a ser rojo intenso (desde tonalidades vino a burdeos) y tonos marrones, usualmente con el centro del pólipo y los márgenes de un color verde muy llamativo. Por ello si le suministramos luz muy blanca los colores marrones son los que predominarán, no siendo muy atractivos a la vista, sin embargo, con luz azul/violeta esos colores se intensificarán, ganando protagonismo las tonalidades verdes y mostrándose fluorescentes bajo la luz, lo que les dará un plus de belleza.

CORRIENTE Y ZONA DEL ACUARIO

Por las mismas razones que las expuestas en el anterior apartado, el coral Blastomussa se desarrolla de forma plena bajo corrientes indirectas y bajas. Se podría decir que si mantenemos un acuario donde la mayoría de nuestros corales fueran blandos y además tuviéramos Blastomussa, podríamos utilizar bombas o generadores de olas con potencia capaz de mover unas 20 veces la cantidad de litros de nuestro acuario por hora (x20 L/h).

En cuanto a la localización en el acuario estos corales prefieren estar anclados a rocas y no descansando en arena. Manteniendo esta preferencia, siempre es preferible colocarlas en zonas medias/bajas, bien protegidas como en algún recoveco o incluso ancladas en vertical en alguna pared rocosa, método que han seguido muchos acuaristas con muy buenos resultados.

En caso de que tengamos un acuario de arrecife mixto, con corales tipo SPS y además corales LPS entre ellos Blastomussa, en ese caso hay que satisfacer las necesidades de corriente de los corales SPS, que son más altas (entre x50 y x60 L/h de potencia), por lo que para no molestar a nuestras Blastomussa las podríamos colocar en zonas bajas donde la corriente no les llegue de forma directa.

ALIMENTACIÓN

Blastomussa es un coral fotosintético lo que significa que se nutre de los productos generados por la fotosíntesis que realizan las zooxantelas que viven en sus tejidos. Esto le proporciona entre el 70 y 90% de sus requerimientos nutricionales, completándolos mediante captura activa de zooplancton con sus tentáculos “barredores”.

En el acuario este coral aceptará de buena gana todo alimento que se le ofrezca, desde Mysis, hasta Artemias, larvas de cristal, Gammarus y muchos otros. Además, como ocurre con sus amigas Trachyphyllia son corales muy glotones cuando se les ofrece alimento en suspensión ricos en vitaminas e incluso gránulos para peces fortificados con aminoácido y otros productos nutritivos, detectando rápidamente la presencia de comida en el agua y extendiendo los tentáculos alrededor de su cáliz bucal para captar la mayor cantidad posible de partículas.

Alimentarlas una vez a la semana bastará para completar sus necesidades nutricionales y evitar polucionar el agua del acuario. Una de las cosas que podemos hacer a la hora de darles comida es proporcionarle con la ayuda de una jeringuilla o pipeta una pequeña cantidad de alimento cerca de su boca y dejar que vaya captando su esencia y abriendo los tentáculos poco a poco, para posteriormente soltar todo el contenido del alimento, que captará con los tentáculos ya extendidos. De esta forma captará de forma más eficiente el alimento y se desperdiciará mucho menos en la columna de agua.

PARÁMETROS

Blastomussa es un género resistente que aguanta un amplio rango de parámetros dentro del acuario¡, siempre dentro de los rangos óptimos para los corales (que como sabemos se distribuyen por todo el planeta, pero siempre en latitudes y zonas que comparten los mismos parámetros y unos rangos muy estables).

Estos corales aguantan un rango de temperatura y salinidad dispares, siempre que el cambio no sea brusco sino gradual. Por ejemplo, pueden vivir entre rangos de 23 a 28 °C y con salinidades de 1023 hasta 1026 de densidad aproximadamente. Como corales duros que son, necesitan una reserva de carbonatos, Calcio y Magnesio constante para reconstruir y generar nuevo esqueleto. Los parámetros normales dentro del agua de mar les servirá, pudiendo mantener un KH de 7 a 12dKH, niveles de calcio entre 380 y 450 mg/L (ppm) y niveles de magnesio entre 1200 y 1400 mg/L (ppm).

Al igual que ocurre con la mayoría de los corales, una buena cantidad de elementos traza potencian la coloración y crecimiento de estos bonitos corales. Algo que pasa desapercibido, pero tiene la misma importancia que el KH, Ca y Mg es el potasio (K), macroelemento esencial para el crecimiento y salud de los corales, cuya concentración óptima deberá rondar entre 360 y 410 mg/L (ppm), muy similar al calcio (puedes leer el artículo aquí https://www.coralesymarinos.com/el-potasio-en-el-acuario-marino/). La presencia de estos elementos en nuestro acuario la podemos asegurar con una buena rutina de cambios de agua con una sal adecuada que contenga la cantidad necesaria de estos elementos o, en su defecto, aditando según las necesidades del acuario, si contamos con métodos de filtración (como protein skimmers o resinas absorbentes) que eliminen gradualmente estos elementos del flujo del acuario.

REPRODUCCIÓN EN EL ACUARIO

Como pasa con todos los corales que mantenemos en nuestros acuarios, lamentablemente aún no hemos podido desentrañar por completo las claves de la reproducción sexual en cautividad. Por suerte este coral, al igual que muchos otros, se puede reproducir de forma asexual con una tasa de éxito pasmosa, mediante fragmentación.

Dada la rapidez de crecimiento de Blastomussa, es fácil adquirir una colonia de pocas cabezas y ver cómo al poco tiempo comienzan a crecer más coralitos a cada lado. En estos casos la fragmentación en muy sencilla y basta con cortar esos coralitos desde su base con una herramienta adecuada para ello, como unos alicates o una sierra eléctrica. A partir del esqueje nuevo comenzarán a salir más y más cabeza, llegando a formar una colonia si se le da el tiempo y los cuidados necesarios.

Y hasta aquí los cuidados y curiosidades sobre este bonito y peculiar coral. Esperamos que este artículo les haya sido de ayuda e interés a la hora de mantener algún ejemplar de esta curiosa especie. ¡Nos vemos en próximos artículos!