Corales duros para principiantes

Generalmente siempre que alguien se inicia en el acuario marino, suele comenzar con corales blandos, como Zoanthus, Sinularia, Sarcophyton, Discosomas, etc. Pero siempre llega ese momento en el que queremos dar el paso e introducir algún coral duro.

Corales duros ¿Qué debemos tener en cuenta?

Para poder introducir corales duros en nuestro acuario, debemos tener claro que estos organismos necesitan unas condiciones especiales del agua del acuario. Los corales blandos no son tan exigentes respecto a las condiciones del agua, pero los duros sí. En primer lugar debemos mantener un KH (bicarbonatos) constante, este factor es indispensable para evitar que los corales duros se blanqueen. No es tan importante el valor en sí, si no mantenerlo estable evitando variaciones bruscas, pero, intentaremos mantenerlo siempre entre 8 y 12dKH. Para lograr esa alcalinidad y mantenerla estable, debemos añadir una solución tampón al agua del acuario, como Brightwell Alkalin 8.3, pero teniendo especial cuidado en no incrementar la alcalinidad en más de 1 grado dKH al día. Si a pesar de eso no logramos que el pH sea de 8.3, recomendamos añadir una solución que incremente el pH como por ejemplo Brightwell pH+ o producto similar, pero evitando el uso de bicarbonato de sodio, que aunque sube el pH, incrementa también el sodio, rompiendo el equilibrio del mismo con los iones de cloro.

Corales duros de pólipo largo recomendados para principiantes

Cuando nos acerquemos a nuestro comercio de confianza, debemos intentar que no se nos vayan los ojos hacia los corales más bonitos de la tienda, que a parte de ser los más caros posiblemente sean delicados, es por ello que estamos creando esta pequeña guía de los 5 mejores corales duros “fáciles” de mantener, para introducir en el acuario.

Caulastreas

En primer lugar destacaremos los corales del género Caulastrea. Se trata de un coral que crece de forma vertical y se multiplica dividiendo sus pólipos ( o “cabezas”). No requiere mucha circulación de agua, ni es necesaria una iluminación muy intensa, por lo que puede posicionarse en la parte media baja del acuario. La variedad salvaje más común es de color marrón, muy poco llamativa, de hecho no se suele encontrar en los comercios, ya que se han trabajado variedades más coloridas que son muy llamativas. Una de ellas es la Caulastrea furcata de color marrón caramelo y verde que recibe el nombre de Caulastrea Coca-Cola.

Coral duro Caulastrea furcata, conocida como Coca-Cola.

Otra aún más llamativa es la conocida como Caulastrea Hulk, de un color verde fluorescente muy impactante. Como el título del artículo sugiere es un coral fácil de mantener, y uno de los factores es porque además de ser fotosintético (como la mayoría de corales), cada pólipo durante la noche abre su boca y extiende unos tentáculos que capturan microfauna existente en el acuario. Pero también podemos alimentarlos si durante el día apagamos las bombas y aportamos pequeñas cantidades de alimento específico para corales como el Reef Snow de NT Labs, pero …¡cuidado!, si apagan las bombas no se olviden de volverlas a conectar a la electricidad al terminar la alimentación de los corales. Es suficiente alimentar a los corales con  pipeta, dos o tres días a la semana, y siempre en pequeñas cantidades, pues un exceso de alimento a corales y peces poluciona el acuario, y aumenta su contenido en materia orgánica disuelta algunas de ellas muy tóxicas para los corales.

Euphyllias

Otro género de corales recomendados para principiantes, son los del género Euphyllia, son unos corales muy vistosos por sus pólipos grandes con tentáculos de formas diversas. Estos Corales son muy atractivos porque además de poder encontrar diferentes formas según las especies también se ha llevado a cabo su cultivo seleccionando variedades distintos colores como verde fluorescente, dorado o rosa. En el caso de este tipo de coral existen varias especies que se diferencian principalmente en la forma de sus pólipos. El más diferente de todos es la Euphyllia ancora, su pólipo crece de manera horizontal abarcando grandes superficies al generar nuevas colonias, en cambio otras especies como la E. glabrescens o E. divisa,

Coral duro Euphyllia divisa verde de puntas violetas

crecen en vertical al dividir sus pólipos por la mitad. Estos corales pueden mantener sus tentáculos extendidos día y noche y de vez en cuando son capaces de aceptar alimento del mismo modo que lo hacían las Caulastreas. Gracias a su gran variación de colores y formas existen aficionados que deciden crear composiciones basadas en especies de éste mismo género, aportando al acuario un movimiento único con los tentáculos de estos corales.

Lobophyllias

Otro coral muy sencillo de mantener son las Lobophyllias, son corales duros de pólipos muy grandes y a veces con bocas inmensas. Este género presenta diferentes morfologías y coloraciones que aportan mucha vistosidad al acuario.

Coral duro Lobophyllia hemprichii

Las Lobophyllias prefieren corrientes moderadas y no precisan de luz muy intensa por lo que pueden posicionarse en la parte baja del acuario. Del mismo modo que los anteriores gracias a su gran boca aceptan casi cualquier tipo de alimento incluso pueden engullir pequeños peces o gambas, hecho que no los hace peligrosos para el acuario, ya que sólo podrían atrapar a un pez durante la noche cuando extienden sus pólipos si éste esta enfermo o moribundo.

Blastomusas

Finalmente el último coral de pólipo grande que podemos recomendar para principiantes, es posiblemente uno de los caros que podemos encontrar en el mercado, pudiendo pagar fácilmente 15 o 17 € por solamente un pequeño pólipo. Las Blastos (Blastomusas), generan colonias creciendo en horizontal ya que los pólipos que se generan en los extremos de la colonia, se deben posicionar en la parte baja del acuario con una circulación media. Podemos encontrar varias especies y de colores muy variados, pero, cuanto mayor sea el colorido mayor será la cantidad que deberemos desembolsar para hacernos con ellas.

Coral duro Blastomussa roja

Y del mismo modo que los corales anteriores es capaz de ingerir pequeñas porciones de alimento.

Corales duros de pólipo corto recomendados para principiantes

También existen algunos corales duros de pólipo pequeño (SPS), con los que podemos iniciarnos como la Milka (Stylophora pistillata), que posee un color violeta muy atractivo y que con los parámetros correctos puede llegar a crecer con gran rapidez. Necesitan una corriente y la iluminación más elevada, por lo que prefieren estar posicionados en la parte media-alta del acuario.

Coral duro

Por último queremos destacar las Montiporas, este género de corales es muy amplio y abarca diversas especies con morfologías y colores muy diferentes. Podemos encontrar Montiporas que crecen formando platos o cálices, con crecimiento arborescente o incrustante, etc. Y siempre todas ellas tienen los mismos requerimientos que la Milka. En el caso de las especies con crecimiento en forma de plato o cáliz debemos tener en cuenta la sombra que dejaran debajo de ellos, para no posicionar otros corales que se puedan ver afectados. Pese a ser corales SPS sus pequeños pólipos son capaces de capturar pequeñas partículas como zooplancton e incluso pequeños preparados secos.

Coral duro Montipora digitata que presentan formas y coloraciones diferentes

 

Consejos finales

Finalmente un consejo muy importante, cuando compren un coral duro, obsérvenlos muy bien, y no compren nunca los que presente parches o manchas blancas que se suelen localizar en la base y a veces en las puntas de los corales, pues eso indica que en la mayoría de las veces, el coral esté infectado con bacterias, que acaban no sólo matando al coral, sino infectando  a los restantes corales del acuario, y desgraciadamente no existe de momento ninguna cura contra este enfermedad del coral que se llama necrosis del tejido del coral, que puede cursar muy rápidamente o más lentamente, pero siempre con un desenlace fatal, que insistimos puede propagarse a los demás corales del acuario.

Es muy recomendable dar a los corales un baño de entre 5 y 10 minutos, con un desinfectante como “Coral Dip” de NT Labs o producto similar, para eliminar los posibles parásitos que lleven los corales, tales como gusanos de fuego, nudibranquios que se alimentan de corales, planarias, etc., que pueden convertirse en plagas muy difíciles de eliminar en los acuarios. Estos baños no son efectivos contra la enfermedad de la necrosis del coral.

Ahora ya tenemos una pequeña idea de que corales duros ojear cuando vayamos de compras para dar el paso a estos bonitos pero delicados animales. Siempre teniendo en cuenta que nuestro acuario reúne las condiciones necesarias para albergar a estos bonitos y curiosos organismos.

Blastomusas, caulastreas, coral duro, corales duros, corales principiantes, Euphyllias, Lobophyllias, Milkas, Montiporas