Reducir fosfatos en acuario marino

Es común tener apariciones de algas en los acuarios marinos. De hecho, ya escribimos sobre un problema que puede ser relativamente grave, la Valonia, un alga que introducimos con la roca o los nuevos corales que ponemos en el acuario y que puede llegar a asfixiar y matarlos.

Eliminar las algas puede ser difícil ya que quitarlas a mano puede dar lugar a su rápida propagación y muchas veces la lucha biológica no surte buen efecto si la plaga está avanzada. Por ello es muy importante mantener los parámetros bajo control.

Cuando alimentamos a nuestros peces y corales, debemos pensar que no estamos dando de comer sólo a estos organismos, también “alimentamos” indirectamente a las algas. Todo alimento que aportamos contiene una serie de nutrientes, principalmente proteínas, lípidos y minerales, que una vez digeridos son expulsados al agua en forma de Nitrógeno y Fósforo. En este artículo nos centraremos en el Fósforo, uno de los culpables de la afloración de algas en nuestro acuario. Como dato de interés, los peces excretan un 80% del Fósforo de forma particulada en heces y un 20% disuelto en la orina. De este modo podemos entender un poco mejor cómo comienza el ciclo de este nutriente en el acuario.

Como ya sabéis las algas utilizan principalmente este nutriente y la luz para crecer, a parte del Nitrógeno, también muy importante. Por ello generalmente queremos tener los fosfatos por debajo de 0,1ppm, evitando o minimizando de este modo el crecimiento y la proliferación de algas.

Pero, ¿cómo eliminar los fosfatos?

Existen diferentes técnicas para reducir el nivel de este nutriente en nuestro acuario y hoy nos centraremos en algunos productos comerciales que nos ayudan a hacerlo. Para reducir los fosfatos en nuestro acuario marino de forma segura, existen unos productos líquidos que al añadirlos al agua se unen a este nutriente y se fuerza su precipitación. Por ejemplo, el Phosphat-E de Brightwell Aquatics. Estos productos se deben utilizar en acuarios con una buena circulación de agua, para que la reacción sea efectiva. Además, es conveniente que haya una buena filtración que pueda eliminar este precipitado que se genera para que no se quede en la roca y el sustrato y no contribuya a aumentar este nutriente de forma particulada. De todos modos, si realizamos un tratamiento con este líquido es conveniente sifonar el acuario una vez hayamos alcanzado el nivel de fosfatos deseado.

Otro producto muy eficaz de esta misma marca es el Xport PO4 Cubes. Este producto viene en forma de cubos, los cuales adsorben los fosfatos, reduciendo considerablemente sus niveles en el agua de nuestro acuario. Este producto además es ideal si tenemos sump ya que podemos colocarlo en uno de sus compartimentos (aunque también podemos colocar los cubos en cualquier compartimento de nuestro sistema de filtración), sin tener que preocuparnos de que se pueda estar formando precipitado que debamos sifonar dentro del acuario, por lo que hace la tarea mucho más cómoda.

Por último, debemos tener en cuenta que el Fósforo es un componente esencial en los organismos vivos, y sobre todo en vegetales, ya que participa en procesos de intercambio celular y obtención de energía, y son componente estructural de las paredes celulares, como son los fosfo-lípidos. Por ello, en bajas cantidades son beneficiosos para las zooxantelas que viven en simbiosis en el interior de nuestros corales. Por esto, con estos productos eliminadores de fosfatos, hay que tener en consideración su tiempo de uso, y es que se deberán retirar del acuario una vez se alcancen los niveles deseados, ya que, en muchos casos una ausencia prolongada de este nutriente podría ser perjudicial para nuestros corales.

Pues esto ha sido todo por esta vez. Ya conocéis algunos productos y métodos con los que podemos eliminar eficazmente los fosfatos de nuestro acuario de forma fácil y sencilla, pero siempre acordándonos de realizar cambios de agua periódicos, para ayudarnos a conseguir nuestros objetivos.

acuario marino, fosfatos, reducción, reducir